19 agosto 2020



RIGOBERTO, EL MEJOR ALIADO DE LA EDUCACIÓN


RIGOBERTO GUEVARA VÁZQUEZ, ha resultado para el SNTE, el mejor timonel en tiempos difíciles para la educación; un hábil estratega para mantener a flote la relación con la SET, con quien no siempre está de acuerdo, y lo dice.

Le tocó dirigir al sindicato en tiempos del PAN, que tiene una mentalidad totalmente diferente a la que tenía el PRI por ejemplo.

El PAN, como sabemos, no le quita la vista a la privatización de la escuela pública, porque su visión es más empresarial, no entiende bien el concepto de la justicia social, al contrario, desecha esas ideas surgidas al calor del marketing revolucionario.

Si pudiera, el PAN ya hubiera quitado los beneficios de la educación consagrados en la carta magna, porque la escuela pública no reditúa y no hay ganancias, entonces no funciona para efectos rentables.

Por fortuna Tamaulipas como las demás entidades del país, están sujetas a los planes nacionales de educación, y responden a la vigencia del artículo 3º constitucional, lo que obliga a los estados a no mover nada que tenga que ver con este derecho universal.

Bajo esa visión, el líder del SNTE en Tamaulipas, tiene que hacer valer no sólo los derechos a la educación, sino los derechos laborales de los profesores, y es ahí cuando surge el conflicto con la Secretaría de Educación de Tamaulipas, que insiste en ver como un negocio a la escuela.

Para la SET por ejemplo, resultó muy cómodo que los maestros hubieran pagado de su bolsa todos los gastos originados por la educación virtual: internet, computadora, y tiempo, y de no haber sido por el dirigente del SNTE, todo hubiera seguido igual porque la pandemia todavía no se acaba.

GUEVARA VÁZQUEZ, tiene muy claro su papel como líder del sindicato, y ejerce su autoridad como tal, porque de eso se trata, de defender al maestro de los abusos de su patrón, es decir, de la Secretaría de Educación de Tamaulipas.

El SNTE no vive de las cuotas que pagan los padres de familia en las escuelas, ni tampoco los directores, pero hay una costumbre tóxica por parte de los diputados federales, para NO autorizar un presupuesto etiquetado para el gasto corriente que se necesita en un plantel escolar.

Esta falta de recursos, que tampoco lo aportan los gobiernos de los estados, tiene que salir del bolsillo de los padres de familia, eso lo sabemos, pero insistimos en el tema apuntando siempre hacia la escuela, cuando el problema está en otra parte.

Por ello no veo la necesidad de involucrar al sindicato con el tema de las cuotas escolares, ni al caso.

Vuelvo al tema central. Al defender a los maestros, RIGO está defendiendo a el derecho a la educación, porque conoce las corrientes filosóficas que sustentan a la educación, y está formado en la línea de la pedagogía contemporánea y el pensamiento crítico.

Por lo demás, me parece que RIGOBERTO GUEVARA, es el primer líder del SNTE que le tocó dirigir a la sección 30 a contracorriente, y creo que lo está haciendo bien; eso también tenemos que decirlo.

Este artículo se ha leído 660 veces